DISCURSO

Presentación del Plan Nacional de Elecciones 2019 por parte del Secretario de Acción Electoral del CEN del PRI, José Reyes Baeza Terrazas, en la XLIV Sesión Extraordinaria del Consejo Político Nacional del PRI

Ciudad de México. Domingo, 21 de octubre de 2018




Seleciona un color
Seleciona un color

Muy buenas tardes, amigas, amigos todos.

Señora Presidenta del Comité Ejecutivo Nacional.

Señora y señores gobernadores.

Señoras y señores ex presidentes del Comité Ejecutivo Nacional.

Señoras y señores presidentes de los Comités Directivos Estatales de nuestro partido.

Representantes de sectores y organizaciones del partido.

Estimadas, estimados consejeros políticos nacionales:

Es un privilegio tener la oportunidad de estar una vez más en este recinto, ahora atendiendo la invitación de nuestra Presidenta del Comité Ejecutivo Nacional, para asumir las tareas de la Secretaría de Acción Electoral.

Es un privilegio regresar a casa, después de 35 años de militancia partidista; empecé a los 15, como muchos de ustedes.

Y estamos aquí con el interés y con el propósito, sí, de escuchar las ponencias, todas muy interesantes, que recogen el sentir de la militancia a lo largo y a lo ancho de los recorridos por el país.

Expresiones, todas ellas, legítimas, con un profundo sentido de responsabilidad, con una orientación clara de lo que la gente quiere y piensa de nosotros.

Por eso es muy importante escucharnos en casa, por eso es importante la reflexión interna, por eso es muy importante la catarsis, pero tanto o más importante es pasar de la catarsis a la acción cotidiana, que permita la construcción exitosa de los próximos procesos electorales del 2019.

Estamos aquí atendiendo la responsabilidad normativa de poner a consideración de este Consejo Político Nacional los términos, alcances y condiciones del Plan Nacional de Elecciones 2019.

Traigo una versión larga y una versión corta. He decidido, por la aclamación popular, atender la versión corta, que no pasará de 30 minutos.

Muy rápidamente, son apenas unas cuantas láminas, pero que tienen una hoja de ruta que debemos, todos, seguir a partir de ahora y hacia el futuro, después del debate interno, después de la crítica y la autocrítica, después de la catarsis obligada.

Debemos, entonces, construir esta hoja de ruta y trabajar todas y todos en el éxito que, sin duda, habremos de tener el próximo año en los procesos de estas cinco entidades federativas.
Pasamos una elección muy compleja, atípica, inédita.

Una elección que algunos pensamos el grado de dificultad que tenía, pero que nunca logramos visualizar la dimensión y el impacto que habría de tener en los resultados electorales en el país.

Citaré algunos números, que dimensionan el impacto negativo que tuvimos:

Pasamos en esta elección a tercera fuerza política. Tenemos ahora en juego 674 cargos en disputa y esa lámina es muy relevante.

Tenemos en juego el próximo año, en una entidad federativa, Baja California, elección de gobernador, diputados y alcaldes.

En dos entidades más, en Quintana Roo y en Tamaulipas, de diputados locales. Y en Aguascalientes y Durango, de ayuntamientos.

En algunas de ellas ya inició el proceso; en dos entidades está por iniciar; una entidad el primero de noviembre y en la otra, la primera semana de enero.

Esta lámina y ese cuadro es importante que los conozcamos. Si vemos y partimos solamente de este antecedente estadístico, vamos a iniciar con un escenario muy pesimista.

Tenemos resultados, por mencionar Baja California, que es muy importante la elección de gobernador: el PRI tiene 124 mil votos; Acción Nacional, que es nuestro principal contrincante en esta entidad, 275 mil votos; Morena tuvo 918 mil votos.

Esta no debe ser la única referencia, ¿por qué? Porque en el 7 y en el 13 estuvimos a dos y a seis puntos de ganar la gubernatura del estado y rondamos los 400 mil votos. Debo decir que en esta elección pasada, la sumatoria de los votos emitidos a favor del PRI y de su alianza, suma apenas 674 mil votos.

Pero hicimos un análisis retrospectivo de la elección 2016, y en algunos casos 2013, para partir de un referente más objetivo, en una condición más típica, más regular, más normal y la sumatoria de los votos que tuvo el PRI en el 2016 y/o 2013, en su mejor escenario, fue de un millón 600 mil votos, versus los 674 mil votos que obtuvimos, apenas el 13 por ciento, en la pasada contienda electoral.

Estas son algunas láminas de entidad por entidad, según la elección que vamos tener. Por supuesto, en Baja California, con las consideraciones específicas que ya hemos señalado, actualmente el PRI tiene tres distritos locales electorales de 17, y 2 de los 5 municipios.

Tenemos también un escenario similar en el caso de Tamaulipas y en el caso de Quintana Roo; aquí está con color ilustrada con la situación que prevalece en estas entidades.

Y esta es la elección que tuvimos en el 2016, en el caso de Aguascalientes y Durango, en donde el PRI, en el caso de Aguascalientes, tuvo el triunfo en 3 de los ayuntamientos y en Durango logramos el triunfo en 24 de los 39 municipios del estado.

Este es un calendario que se va a venir presentando a lo largo de estos próximos meses, hasta el día de la jornada del 2 de junio.

Aquí tenemos una lámina que refleja la distribución territorial, es decir, cuántos distritos federales, locales, ayuntamientos, zonas y secciones electorales hay en los cinco estados donde va haber elección.

Tenemos esa pirámide, que habla de toda la estructura que debemos construir: representación ante órganos electorales, estructura electoral, centro de información y operación, estructura jurídica-electoral, y capacitación y estructura territorial.

Vemos cómo debemos hacer un gran esfuerzo por lograr mover, motivar, involucrar a nuestra militancia, para tener nuevamente a estos soldados de la calle dando la cara con una gran responsabilidad política, moral, que distingue la buena marcha de nuestra institución.

Tenemos, en un ejercicio de prospectiva y un análisis estadístico, una proyección de votos, una estimación de votos para estas cinco entidades.

En el universo de la lista nominal estimamos, por estadística que hemos realizado de las últimas elecciones, una participación electoral del 47 por ciento, que representaría un poco más de cuatro millones de votos.

Debemos pensar que el PRI debe lograr una promoción electoral de un millón 868 mil votos. Es una meta cumplible y ganadora. Tenemos una estimación electoral de un millón 557 mil votos. Repito, si sumamos los votos del PRI en el 16 y en el 13, rebasamos ese número de votos.

No tengamos como referencia, entonces, solamente la elección del 2018. Necesariamente debemos ver un poco más atrás, para plantarnos en la mesa y definir con convicción, con entrega, lo que vamos hacer a partir de ahora: el debate interno, la lucha de ideas en el partido, la capacitación, pero sobre todo, prepararnos para la batalla, que es una antesala muy importante para el próximo proceso del 2021.

Última lámina, solamente a manera de información, estaremos participando desde el CEN en apoyo a los Comités Directivos Estatales de algunas entidades federativas, para enfrentar las elecciones extraordinarias en algunos ayuntamientos y así se ha dispuesto por los tribunales competentes, particularmente la Sala Superior.

Estamos hablando de 10 municipios en el estado de Chiapas; dos municipios en el estado de Oaxaca; tres municipios en el estado de Jalisco; cinco municipios en el estado de Puebla. Y estamos esperando la resolución de la Sala Superior, de un municipio en el Estado de México, uno más en Nuevo León y cuatro más en Oaxaca.

Haremos la compañía, la participación, para dar la batalla también en esos municipios.

Es cuanto.

Muchas gracias.

visitas: 4113


Presenta el PRI Estrategia Electoral 2019